Los mejores tratamientos para una piel perfecta

Verse bien no sólo constituye una cuestión de imagen hacia los demás, sino que proporciona bienestar en uno mismo, estética y psicológicamente. No se puede parar el paso del tiempo, pero si se puede retrasar la aparición de sus signos en la piel, por lo que hay excelentes tratamientos para lucir una piel siempre joven, tersa y vivaz. En CurioSfera.com te explicamos los mejores tratamientos para tener una piel perfecta.

Tampoco te puedes perder cómo evitar los granos de la cara

Cómo lucir una piel estupenda

En los centros de belleza especializados vas a poder encontrar los últimos sistemas de belleza. En ellos se realizan todos los tratamientos completos en lo facial y corporal, en búsqueda del bienestar integral.

En relación al cuidado facial ofrecen variedad de posibilidades, según las necesidades de la persona a tratar. La oferta incluye variedad como la limpieza de cutis, peeling, oxigenoterapia, entre muchos otros.

La belleza corporal está muy cuidada con tratamientos especiales como:

  • Redustim
  • Microdermoabrasión corporal
  • Reaction glúteos
  • Abdomen y piernas
  • Depilación.

Cuentan con un salones de estilismo, donde es posible realizar cortes y todo lo referente al cabello, manicuría, pedicuría y decoración de uñas.

Además suelen tener spa para masajes, donde es posible recibir el masaje tailandés, de pies, anticelulítico y circulatorio entre muchos otros. Brindan la moderna fototerapia que combina la terapia LED y con la corriente galvánica, en forma simultánea o se puede realizar por separado.

La aplicación de esta terapia se realiza luego de algún tratamiento que el centro dispone, y permite que los beneficios de éste sean mayores, permitiendo un mejor rejuvenecimiento de la piel. Para un mejor efecto en la piel, se combinan diferentes ondas de luces, como la luz roja, la luz azul, o la luz violeta.

La microdermoabrasión facial: la última revolución

Existen centros especializados en tratamientos para optimizar la salud y el bienestar, como la microdermoabrasión facial que cuentan con la última tecnoclogía Este tratamiento facial y estético, que no es invasivo, consiste en una exfoliación que mejora la dermis.

La microdermoabrasión trata las imperfecciones en la piel, mediante un barrido sobre la capa de la epidermis exterior. Para que las imperfecciones desaparezcan se realiza un pulido en la piel, y esto contribuye a la desaparición de las arrugas que puedan aparecer con el paso del tiempo.

La microdermoabrasión facial actúa en la superficie, eliminando mediante la abrasión las células residuales, permitiendo que la piel pueda regenerarse. Esta acción de microdermoabrasión mecánica que exfolia la piel, se hace en función de las necesidades y las características de cada piel.

La microdermoabrasión mecánica además elimina las células que ya se han desprendido de ella, mediante un sistema de aspiración incorporado al mismo dispositivo. Esto permite que, la piel se vaya puliendo gradualmente y por capas, sin que queden células en la superficie que se hayan desprendido previamente.

Casos en que se aconseja la microdermoabrasión

Este tratamiento facilita la regeneración celular y que el organismo incrementa la producción de colágeno, suavizando la piel y volviéndose más luminosa, provocando la reducción de arrugas, puntos negros, grasa y las cicatrices.

Una vez realizado el tratamiento facial, la piel lucirá joven, tersa, limpia y suave, con un excelente aspecto, sin marcas visibles y un tono unificado. La microdermoabrasión está recomendada para los siguientes casos:

  • Manchas que provoca la exposición al sol.
  • Hiperpigmentación.
  • Cicatrices que provoca el acné
  • Fotoenvejecimiento
  • Reducción de poros dilatados
  • Estrías que provoca el embarazo
  • Minimiza la aparición de puntos negros
  • Hiperqueratosis
  • Cicatrices
  • Comedones y quistes
  • Para rodillos y codos
  • Queratosis actínica
  • Ayuda a atenuar el melasma
  • Rejuvenece la piel
  • Para las manos o los escotes envejecidos

Características del tratamiento

Mediante el tratamiento, los resultados se darán progresivamente, pues se requiere de varias sesiones, que dependen de las que necesite cada paciente. Generalmente los mejores resultados se logran realizando entre 5 y 6 sesiones al año.

Las mejoras se notan ya desde la primera de ellas, pues mejora notablemente el tono de la piel, su aspecto y la circulación sanguínea, porque los poros se afinan y disminuye la opacidad en la piel.

El tratamiento de microdermoabrasión no requiere de cuidados específicos, pues es un procedimiento que no provoca dolor, y solo en algunas ocasiones puede provocar un enrojecimiento en la piel, o que ésta se sienta algo tirante, pero solo es por unas horas y luego desaparece.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here